25 experiencias de la vejez en el refranero popular

Nuestra lengua es muy rica en palabras, proverbios, dichos, paremias, refranes… De generación en generación el conocimiento popular pasó de boca en boca por medio de ellos. Frases cortas que engloban la experiencia acuñada a través de los siglos.
Un refrán no es más que una “frase de origen popular repetida tradicionalmente de forma invariable, en la cual se expresa un pensamiento moral, un consejo o una enseñanza”.

por Pilar Amaku · 21 mayo, 2015

Muchos de ellos se encuentran en desuso porque los cambios producidos en los últimos años en nuestra sociedad hacen que muchas de las enseñanzas o consejos morales que se pretenden dar no tienen sentido o han quedado obsoletos.
He sentido curiosidad por descubrir cuantas veces aparecen las palabras vejez, mayor, abuelo/a, viejo/a o anciano en el refranero popular español y qué enseñanzas se pueden extraer de ellos.
Existen más de cien mil refranes en castellano, recogidos en múltiples obras, clasificados por temas, por provincias, incluso dedicados a los extranjeros que están aprendiendo nuestro idioma.
Pasé unas cuantas tardes descubriendo la variedad de enseñanzas que todos ellos me proporcionaban. Me pareció curioso cómo los mayores estamos tan presentes en los consejos y las enseñanzas morales, así que me pareció bien recogerlos en un artículo.

Comenzamos…

1. “A buey viejo, cencerro nuevo” –

• Hace referencia a los viejos que resultan ridículos por arreglarse como si fueran jóvenes, algo impropio para su edad.
• También puede aplicarse al matrimonio entre personas de edades diferentes.
• Este refrán se encuentra en desuso ya que lo que prima en este momento es que las personas mayores se arreglen, se cuiden, se mimen para gustarse a si mismos y gustar a los demás. Llegar a mayores no significa que haya que abandonarse, al contrario, en esta nueva juventud, libres de preocupaciones debemos centrarnos en el cuidado de nuestro cuerpo, nuestra mente y nuestro espíritu.

2. “A caballero nuevo, caballo viejo” / “A caballo nuevo, jinete viejo”–

• Indica que la experiencia de la persona madura debe encauzar la osadía y la intrepidez de la juventud.
• Los mayores somos los que mejor podemos guiar a los jóvenes de nuestras familias. Nuestros nietos agradecerán de por vida nuestras enseñanzas de vida y podrán transmitirlas a los suyos cuando llegue el momento.

3. “A moro viejo, no aprendas algarabía” / “A todo pardal viejo no lo toman en todas las redes” –

• No hay que pretender enseñar a quien es maestro en la materia.

4. “A perro viejo, no hay tus, tus” –

• Es muy difícil engañar con halagos u obsequios a la persona mayor y experimentada.

5. “Al hombre viejo, múdale la tierra y dará el pellejo” –

• Las personas mayores están acostumbradas a un clima, a su casa y a sus hábitos, por lo que llevarlos a otro lugar les afecta bastante, incluso a veces puede costarles la vida.
• Tristemente suele pasar con los más ancianos, cuando se les traslada por cuestiones de salud a los centros hospitalarios o a residencias geriátricas, su luz se apaga en poco tiempo.

6. “Aunque seas muy sabio y viejo, no desdeñes el consejo” –

• Siempre es conveniente reforzar nuestro criterio con los consejos que podamos recibir.

7. “A la vejez, aladares de pez” / “Canas son que no lunares, cuando comienzan por los aladares” –

• Critica al anciano que se tiñe las canas para parecer más joven.
• Critica a quien trata de negar lo que resulta natural por el paso de los años.
• Como ya supondréis este es otro de los refranes que se encuentran en desuso porque como ya indiqué con anterioridad la sociedad ha cambiado y nunca se es demasiado viejo para sentirse joven por dentro y por fuera.

8. “A la vejez, viruelas” / “A la vejez, pastillas” –

• Se dice en tono irónico cuando alguien de cierta edad actúa según es costumbre en la juventud, incluido en el amor.
• Se refiere especialmente a quien se resiste a envejecer y lo demuestra haciendo conquistas amorosas.

9. “A mocedad ociosa, vejez trabajosa” –

• Hay que aprovechar la juventud para trabajar los años en que tenemos energías, porque de otro modo cuando nos hagamos mayores pasaremos apuros o trataremos de recuperar las oportunidades perdidas.

10. “Donde hay celos, hay amor; donde hay viejos, hay dolor” –

• El paso de los años produce en quienes los cumplen tristezas y malestar a causa de la pérdida de las fuerzas físicas y económicas, así como por la ausencia de seres queridos.

11. “El perro viejo, si ladra, da consejo” –

• Las personas mayores son quienes mejor aconsejan, lo que suelen hacer frecuentemente.

12. “Hayamos paz y moriremos viejos” –

• La tranquilidad y ánimo resulta muy beneficiosa e indispensable para un buen estado de salud.

13. “Hombre viejo, cada día un duelo nuevo” –

• Alude a los achaques propios de la vejez, a las limitaciones y pesares que le afectan.

14. “Llora el niños por su bien, más el viejo por su mal” –

• El llanto acompaña toda la vida al hombre. Al viejo porque siente enfermedades y otros padecimientos.

15. “La necesidad hace a la vieja trotar” –

• La necesidad lleva a hacer lo que no se espera, incluso en contra de lo natural.

16. “La juventud tiene la fuerza y la vejez la prudencia” –

• Si bien la llegada de la vejez implica una pérdida del vigor y de las facultades, existe la compensación de la enseñanza que aporta la experiencia.

17. “Más sabe el diablo por viejo que por diablo” –

• El paso de los años aporta un gran número de conocimientos.

18. “Más vale preguntar viejo, que morir necio” –

• El aprendizaje no tiene edad, pues a cualquier edad se aprende algo nuevo.

19. “Ni moza fea ni vieja hermosa” / “Quien tuvo, retuvo y guardo para la vejez” –

• La vejez carece de atractivo.
• Refrán en desuso. Resulta extrema la afirmación sobre la ausencia de hermosura en la vejez, en especial en la sociedad actual ya que la gente cuida mucho su físico.

20. “Ni virtud en la juventud ni en la vejez salud” –

• Hay que ser realistas y no pedir cosas imposibles cuando no es el momento adecuado.

21. “Para el amor no hay edad” / “El amor no tiene edad” –

• El amor puede llegar en cualquier momento.

22. “Quien de joven no trabaja, de viejo duerme en la paja” –
• Hay que trabajar de joven para alcanzar cierto bienestar cuando ya no se puede, pues de otro modo pasará miseria.

23. “Refrán viejo nunca miente” –

• Encarece la sabiduría del refranero, fundado en la experiencia de siglos.

24. “Si quieres vivir sano, hazte viejo temprano, y la ropa de invierno tráela en verano” –

• Si se quiere una vida sin enfermedades, conviene adoptar las prácticas y precauciones de las personas ancianas, en particular no ir desabrigado.

25. “Viejo es Pedro para cabrero” / “Esta ya duro el alcacer para zampoñas” –

• Se aplica con cierta ironía a quien ya no tiene edad para hacer cosas de jóvenes.

Los mayores, la vejez, los abuelos,… aparecen de forma recurrente en el refranero popular español unidos a las ideas claves de experiencia, conocimiento, aprendizaje, costumbre, salud, enfermedad, sufrimiento, esfuerzo, sabiduría… y curiosamente a la palabra juventud.

La clave es…
ser joven hasta morir de viejos…

http://www.elamaku.com/25-experiencias-de-la-vejez-en-el-refranero-popular/