Lo que hay que saber sobre la vacuna a los adultos mayores contra la neumonía

Por: Dr. Daniel Stamboulian
En EEUU, el Comité Asesor sobre Prácticas de Inmunización votó a favor de aplicar a todas las personas, a partir de los 65 años, la vacuna conjugada. Esta herramienta también está disponible en la Argentina

2.9.14 Infobae.com

En agosto de 2014, el Comité Asesor sobre Prácticas de Inmunización (ACIP, según sus siglas en inglés) de los centros para el control y la prevención de enfermedades de los EEUU votó a favor de recomendar a todos los adultos, a partir de los 65 años, la aplicación de rutina de la vacuna antineumocócica conjugada trecevalente (PCV13). Esta previene la neumonía y otras enfermedades causadas por trece tipos de neumococo.

En la Argentina, su uso en personas mayores de 50 se aprobó en 2012.

Una nueva herramienta se suma así a la vacuna polisacárida (PPV23), que desde hace años se utiliza para la aplicación de rutina a los mayores de 65. Ambas inmunizaciones son seguras; pueden administrarse de modo simultáneo con otras vacunas –como la antigripal–, aunque en brazos distintos, y juntas proporcionan una mayor protección contra la neumonía y otras enfermedades neumocócicas.

Por este motivo, ACIP recomienda ahora que las personas mayores que nunca se inmunizaron contra el neumococo reciban primero la vacuna conjugada y, entre 6 y 12 meses después, la polisacárida. La misma consideración es válida cuando se desconocen los antecedentes de vacunación del paciente. En cuanto a los adultos de 65 o más años que ya se vacunaron con PPV23 pero no con PCV13, se aconseja que reciban una dosis de esta última vacuna.

Para emitir sus recomendaciones, los expertos de ACIP se basaron en el estudio CAPITA, que incluyó a 85.000 adultos mayores de 65 años. Esta investigación mostró de manera reciente que la vacuna previene la neumonía adquirida en la comunidad, ya que aquellas personas que la recibieron tuvieron menos episodios de neumonía por neumococo que las no vacunadas.

Infecciones por neumococo

El neumococo es una bacteria que causa diversas enfermedades. Entre ellas, la neumonía, la meningitis y las infecciones generalizadas (sepsis) y de la sangre (bacteriemias) que pueden ser graves, mientras que otras, como la otitis y la sinusitis, resultan más leves y focalizadas.

Con frecuencia, el microorganismo se encuentra en la nariz y en la parte posterior de la garganta. Se transmite por contacto directo, de persona a persona, a través de la saliva y de las secreciones o gotas respiratorias, tanto de las personas enfermas como de los portadores sanos. Los niños menores de cinco años son los portadores más habituales.

El riesgo de padecer enfermedades neumocócicas es mayor para los siguientes grupos de la población:

adultos mayores de 65 años

niños menores de cinco (en especial, los menores de dos),

personas con enfermedades crónicas (del corazón, pulmón o riñón, o diabetes) o condiciones que afectan la inmunidad (VIH, cáncer, tratamiento con medicación inmunosupresora, ausencia o mal funcionamiento del bazo, etc.),

individuos con implante coclear

fumadores o alcohólicos

Además, la neumonía causada por el neumococo es una complicación frecuente de los casos de gripe. En EEUU, es el tipo más común de neumonía adquirida en la comunidad. Unas novecientas mil personas contraen la infección cada año, y cerca de la mitad de ellas deben ser hospitalizadas.

En adultos mayores de 50, los casos anuales llegan a 440.000, y se producen 25.000 muertes relacionadas con la enfermedad. En nuestro país, la situación es similar.

Para evitar las infecciones neumocócicas, así como las internaciones y fallecimientos que estas ocasionan, la estrategia más efectiva es la vacunación. Las nuevas recomendaciones de uso de PCV13, vacuna aprobada para mayores de 50 en más de 90 países, resultan clave para proteger a un grupo muy importante de la comunidad.

Por eso, la consulta con el médico acerca del esquema de inmunización más adecuado es el primer paso hacia un mejor cuidado de nuestra salud y la de quienes nos rodean.

*Dr. Daniel Stamboulian. Es médico infectólogo. Presidente de FUNCEI/Fundación Stamboulian y de Fighting Infectious Diseases in Emerging Countries (FIDEC). Director médico de Stamboulian Servicios de Salud. Expresidente de la Sociedad Argentina de Infectología (SADI) y de la Asociación Panamericana de Infectología (API).

http://www.infobae.com/2014/09/02/1592051-lo-que-hay-que-saber-la-vacuna-los-adultos-mayores-contra-la-neumonia