Afirman que reducir tres gramos de sal diarios evitaría 6 mil muertes en el país

La filial Argentina de la Fundación Interamericana del Corazón alertó sobre la necesidad de disminuir el consumo de sal, principal causa de hipertensión arterial en el país. La entidad lanzó su advertencia en el marco de la Semana Mundial de la concientización sobre la sal, que transcurre hasta el domingo próximo, bajo el lema “Menos sal, menos presión arterial, menos riesgo de accidente cerebro-vascular (ACV)”, declarada por Acción Mundial sobre Sal y Salud (WASH, por sus siglas en inglés).

Docsalud.com
30/3/2012

El ACV es la principal causa de discapacidad en la población adulta y una de las primeras causas de muerte prevenible en el mundo. La hipertensión arterial también es uno de los grandes factores de riesgo de enfermedad cardiovascular, enfermedad coronaria, insuficiencia cardíaca y enfermedad renal. La sal es la principal causa de la hipertensión arterial en niños y adultos.
La entidad advirtió que “en la Argentina, la hipertensión arterial es extremadamente frecuente, a tal punto que uno de cada cuatro argentinos es hipertenso y el consumo de sal promedio es exorbitante”.
La Organización Mundial de la Salud (OMS) recomienda reducir el consumo de sal, en el caso de los adultos a cinco gramos por día, equivalente a 2000 miligramos de sodio. La Fundación afirma que el consumo promedio en la Argentina es de 12 gramos diarios.
“Estamos comiendo más del doble de la sal recomendada y la mayoría proviene de alimentos procesados. Es preciso implementar estrategias que combinen regulación, educación y concientización de la población y un cambio cultural en torno del consumo de sal”, dijo Lorena Allemandi, investigadora de la Fundación.
Destaca que “la disminución de tres gramos de la ingesta diaria de sal de la población evitaría en nuestro país cerca de 6000 muertes por enfermedad cardiovascular y ataques cerebrales, y aproximadamente 60.000 eventos cada año”.
Clare Farrand, nutricionista de la WASH planteó que “cambios simples pueden generar un alto impacto, leer los rotulados de las comidas y elegir el de menos sal, disminuir la sal en los ingredientes y no agregar sal durante el momento de cocinar. Medidas costo efectivas que impactan directamente en la salud”.
Por su parte Graham Mac Gregor, profesor de Medicina Cardiovascular del Wolfson Institute of Preventive Medicine de Londres y presidente de la WASH destacó que “la reducción del consumo de sal está recibiendo apoyo mundial”, ya que “constituye la medida más simple y más costo efectiva para evitar miles de muertes prevenibles por año”.
La fundación ofreció recomendaciones para la utilización de este ingrediente y además sugirió elegir alimentos frescos y no procesados; reducir gradualmente la cantidad de sodio al cocinar y al comer; usar con moderación los condimentos preparados comercialmente; condimentar las comidas con otras especias; limitar los alimentos “instantáneos”, enlatados o preenvasados; leer las etiquetas y comprar las marcas que contienen menos sal; pedir que las comidas se preparen con una menor cantidad de este ingredientel y reducir las comidas rápidas; elegir alimentos como las nueces y frutas secas sin sal; limitar las carnes y aves de corral procesadas, curadas, ahumadas o empanizadas; elegir pescado fresco, congelado o enlatado con un contenido bajo de sodio y enjuagar los alimentos enlatados antes de cocinarlos o comerlos.

http://www.docsalud.com/articulo/3351/afirman-que-reducir-tres-gramos-de-sal-diarios-evitar%C3%ADa-6-mil-muertes-en-el-pa%C3%ADs