Advierten que sólo la mitad de los pacientes mayores cumple los regímenes de medicación

La Organización Mundial de la Salud (OMS) alertó que sólo la mitad de los pacientes mayores con regímenes de medicación a largo plazo cumple el tratamiento, ya sea porque les cuesta tomar remedios varias veces al día o ante eventuales síntomas gástricos que pueden aparecer en las terapias.

El informe de la OMS estimó que ese porcentaje es aún menor en los países en vías de desarrollo, sobre todo en la población mayor de 65 años, que padece un promedio de más de tres enfermedades crónicas a nivel mundial.

Telam
19-6-2011

La simplificación de los esquemas de tratamiento parece ser la alternativa para lograr la adherencia a la medicación y facilitar su cumplimiento, así como también recurrir a medicaciones que protejan al sistema digestivo.

Luis Soifer, jefe de Gastroenterología del Cemic, reconoció que “la combinación de medicación puede causar síntomas digestivos”.

En ese sentido, sostuvo que “entre un 20 y 25% de los pacientes que toman en forma continua antiinflamatorios pueden necesitar un tratamiento simultáneo para inhibir la secreción de ácido en el estómago, que es lo que le dificulta la adhesión a la medicación”.

Por su parte, Augusto Riopedre, médico reumatólogo del Hospital Argerich y vicepresidente de la Asociación de Reumatología de la Ciudad de Buenos Aires, dijo que “la ventaja para la adherencia a la medicación está en la disminución del número de tomas de remedios, con el empleo de aquellos que abarquen distintos aspectos”.

Riopedre añadió que “también es importante trabajar en la reducción de la posibilidad de olvidos del horario de toma de las pastillas, principalmente en los pacientes ancianos que son más propensos a pasar por esa situación”.

Los especialistas recomiendan para bajar la cantidad de pastillas recetadas, sobre todo ante la aparición de síntomas estomacales, el empleo de grajeas que contengan protectores gástricos.

Otros de los factores que pueden perjudicar el efecto de la medicación y traer complicaciones que lleven al paciente a abandonar o retrasar la toma del remedio, es el consumo de alcohol y tabaco, que puede ocasionar efectos colaterales.

En ese sentido, la OMS indicó que además de ser el alcohol y el cigarrillo factores de riesgo de enfermedad cardiovascular, pueden ser causantes de trastornos hepáticos y estomacales en aquellos pacientes que deben ingerir distintas drogas.

Verónica Schoj, médica coordinadora nacional de la Alianza Libre de Humo de Argentina (Aliar), coincidió en que “el cigarrillo puede causar inconvenientes en cualquier tratamiento médico, desde el momento en que está compuesto por sustancias tóxicas”.

Schoj puntualizó que el “tabaco influye en el organismo” ante la toma de medicación “causando otros síntomas y retrasando los efectos de las terapias”.

Sostuvo que “el fumar acorta significativamente el período de sobrevida a cualquier edad” y añadió que “también es sumamente perjudicial el humo de tabaco ajeno, sobre todo para las personas que están cumpliendo un tratamiento médico”.

http://www.telam.com.ar/vernota.php?tipo=N&idPub=226290&id=429314&dis=1&sec=1