Entregan resultados de la segunda encuesta nacional de calidad de vida en la vejez (Chile)

Este es el único estudio que da cuenta de la situación del adulto mayor en el país. La iniciativa es coordinada por el Programa del Adulto Mayor (PAM) de la UC junto al Instituto de Sociología, el Centro de Geriatría y Gerontología de la Universidad, con el apoyo de Senama y Caja Los Andes.

En el Centro de Extensión de la UC y con la presencia del ministro de Planificación, Felipe Kast y la directora nacional de Senama, Rosa Kornfeld, se dio a conocer ésta mañana el primer Índice de Calidad de Vida (ICV) en la Vejez.

Los adultos mayores se sienten más satisfechos con su vida que hace tres años. Así lo indica la encuesta nacional representativa de la población de 60 años y más, que vive en asentamientos urbanos. El instrumento de medición nacional representa al 86% de esta población y está enfocada al bienestar subjetivo, es decir, a cómo se siente la tercera edad en el Chile de hoy.

La importancia del estudio es que es el único que da cuenta de la calidad de vida de los adultos mayores en todo el país. Permite conocer los predictores de bienestar, para luego actuar en políticas públicas de manera informada. La encuesta es realizada por el Programa del Adulto Mayor de la UC (PAM), junto al Instituto de Sociología, el Centro de Geriatría y Gerontología de la Universidad, con el apoyo del Servicio Nacional del Adulto Mayor (Senama) y Caja Los Andes.

Si se comparan los resultados de la primera encuesta de calidad de vida de la vejez realizada el 2007 con los del 2010, “se deduce que en los últimos tres años ha habido una mejora en el nivel educacional de los adultos mayores y un aumento de las transferencias sociales, en parte por la reforma previsional”, cuenta la directora académica de la encuesta y docente del Instituto de Sociología, María Soledad Herrera. Los resultados indican que mejoró bastante la percepción de tener satisfechas las necesidades de recreación entre los adultos mayores. Un ejemplo de ello es que aumentaron su participación en cursos y talleres.

La importancia del estudio radica en que es el único que da cuenta de la calidad de vida de los adultos mayores en todo el país, permitiendo conocer los factores que influyen en un buen envejecer. “Esta investigación es un gran aporte, pues queremos que contribuya a la formulación de políticas públicas, ya que entrega valiosa información que permite una mejor comprensión del panorama de la vejez y de esta forma orientar adecuadamente la toma de decisiones y el diseño de planes y programas”, precisa Rosa Kornfeld, directora nacional de Senama.

Macarena Rojas, subdirectora del Programa Adulto Mayor de la UC, expresa: “Esta segunda encuesta nos permite acercarnos aún más a la realidad de los adultos mayores y conocer cómo los distintos factores influyen sobre su calidad de vida. A partir de los resultados, nos parece muy importante destacar que un mayor bienestar de las personas mayores se relaciona con la posibilidad de mantenerse activos y desarrollar actividades significativas”.

En los aspectos sociales, se evidencia una mejora en el acceso a las tecnologías de la información y comunicación como Internet y TV cable. De hecho para un 94% de ellos, la actividad realizada con mayor frecuencia es escuchar radio y ver televisión. Sin embargo, entre los mayores de 60 años con mayor educación, la lectura ocupa un lugar muy importante: el 79% de ellos lee diarios revistas o libros varias veces por semana. En cambio sólo el 19% de los seniors sin educación lo hace. Los hombres mayores salen más de su casa que las mujeres, pero éstas participan más en actividades religiosas y trámites médicos.

El año 2010 las personas mayores presentan una disminución en su religiosidad. El ámbito social es tan importante, que lo que más afecta al grupo objetivo de la encuesta es no ser capaces de poder saludar a sus amigos correctamente, más incluso que no tener las capacidades para manejar su propio dinero.

Uno de cada dos adultos mayores estima que la jubilación o dinero que perciben les alcanza “justo” para satisfacer sus necesidades, mientras que uno de cada cuatro dice que no es suficiente.
Entre las necesidades que consideran tener cubiertas en mejor medida están las necesidades de alimentación (86.5%); vivienda (79.7%); cariño y afecto (77.7%). Por el contrario, las que se satisfacen en menor medida son las económicas, de salud y recreación.

En el ámbito familiar es destacable que el 85% de los adultos mayores del país vive acompañado, el 65% continúa siendo el jefe de hogar y en el 75% de los casos, sus hijos viven en la misma ciudad, lo que les otorga una cercanía geográfica. Sin embargo, la encuesta demuestra que el vivir en pareja, tener hijos, hermanos vivos y nietos, se asocia sólo levemente con mayor satisfacción, siendo más importante la calidad de las relaciones familiares que la cantidad de la mismas. “Es más importante la calidad de las relaciones que tienen, pues las que les traen conflicto afectan mucho a los adultos mayores”, explica Herrera.

http://www.mideplan.gob.cl/noticias/2011/05/10/entregan-resultados-de-la-segunda-encuesta-nacional-de-calidad-de-vida-en-la-vejez